Cursor

Por favor no copies el contenido de este blog, todos los escritos están hechos por mí, excepto en los que se menciona su autor.
-Se original-

domingo, 25 de septiembre de 2011

Trying to live again

Caminó con aire decidido buscando el olvido, perdiéndose en París. Se dejo envolver por el romanticismo de la ciudad y sus luces cegaron su alma. Enterró su corazón bajo la torre Eiffel y tiró sus pensamientos al rio Sena, dejando caer junto con ellos lagrimas de cristal que se mezclaban con aquellas aguas y viajaban buscando consuelo arrastradas por el céfiro nocturno. Esparció su esencia por los callejones parisinos y la noche se convirtió en su aliado, dejando entrever en sus ojos el reflejo de la ciudad de las luces, ya no de sus sentimientos. Ahora sus palabras fluían a través de sus labios con el lenguaje del amor, pero ya no expresaba nada en ellas. El amor no la había seguido a aquel lugar donde pretendía refugiarse, se había quedado oculto en aquel apartamento, mirando como ella se marchaba desde la antigua Alemania.

Don’t pretend you’re ok, when I can see in your eyes that you’re falling apart within your soul, but most important, don’t run away because in the end you’ll never find out how to be happy and you may lose your chance.

By Pandora


P.D. Hola a todos, estos últimos días no me habia ido bien, pero gracias a Dios ya terminó mi semana en Alergología, ayer me fui a ver a ZOÉ y aunque he tenido mucha tarea me tomé mi tiempo para relajarme un poco y tratare de hallar el tiempo para seguir pasandome por aqui y sus blogs, que tengan buen inicio de semana :)

miércoles, 21 de septiembre de 2011

Día Internacional de la Paz

Los tiempos han cambiado, la sociedad se transforma día con día y los paradigmas se han puesto a prueba por algunas almas buscando algo diferente. La desesperanza, el hambre, la pobreza, la guerra y el caos se esparcen como un virus mortal por todo el mundo, parece desproveer de toda humanidad a aquellos que la padecen y no duda en contagiar a cualquier hombre con un espíritu débil y quien se resiste muere en un acto heroico y violento. El miedo puede surgir como un efecto secundario, encerrando a los hombres en sus hogares observando como todo se desmorona sin hacer nada, es como una parálisis de voluntad.
Todos los días puedes escuchar a la gente hablar de estos sucesos como actos comunes y se olvidan de la esperanza y la fe. Pero a pesar de que el mundo se ha visto infectado por una plaga de violencia, corrupción y maldad, aun puedes ver en pequeños lugares actos de amor, paz y respeto por la vida humana. La paz no solo se trata de un estado de conciencia, sino de la voz de la humanidad clamando lazos pacifistas, se trata de un movimiento mucho más grande que cualquier mal, es la cura para la humanidad.


Times have changed, it´s time to change our actions in a positive way and revolutionize the world, to impose peace and make a real change. Don’t expect to happen, make it happen.

By Pandora
International Day of Peace, September 21

viernes, 16 de septiembre de 2011

Beyond the stars

De pronto su mirada se perdió en el cielo, la nostalgia había invadido su espíritu, embargándola en un sinfín de recuerdos, ahora la noche acaecía mostrando aquellas sibilinas estrellas que la observaban pasivamente desde aquel infinito universo. Su alma atrapo pequeños destellos de luz, aquellos destellos que había dejado apagados durante varias lunas, y se abrió paso por la tierra para llegar a ellas. Camino lentamente, dejando que sus pasos la condujeran, dejando bailar sus cabellos sobre su espalda con aquella brisa que formaba con cada uno de sus movimientos. Sus brazos caían a lo largo de su silueta, deslizando sus dedos sobre aquel vestido de seda. Llevaba un pedazo de papel en una de sus manos con sueños escritos en el, entonces dejo que el fuego consumiera aquella pequeña pieza mientras el vendaval se llevaba consigo las cenizas, mezclándolas con aquella noche imperecedera, llevándose consigo un pedazo de su esencia y entregándosela a las estrellas. Entonces sus sueños se fundieron con la infinidad del universo.




Sometimes, all you have to do is look at the stars and they'll remind you your deepest dreams, those dreams that one day you left behind.
Remember, a life isn't a life without dreams.
By Pandora

sábado, 10 de septiembre de 2011

Take a risk


Ese día decidió arriesgar. Dejo que la razón se perdiera por un instante y dejo que un solo pensamiento la guiase, su corazón se movia al compás de sus pasos acelerados. Entonces le sucedió algo diferente, eso que ella esperaba. El cambio se habia abierto ante si y lo dejo entrar sin miedo. Ahora su vida habia abandonado la rutina y el confort, para adentrarse en un mar de posibilidades, donde los riesgos se habian convertido en las corrientes que la impulsaban a seguir, sin mirar atrás, de la mano de lo que ella siempre habia esperado, de la mano de aquel por el que lo habia arriesgado todo.

Take a risk, take a chance, maybe this time you'll find something different.

By Pandora

domingo, 4 de septiembre de 2011

El Gigante de la costa

 

En la lejanía podía ver el mar alzarse violentamente con cada ola y veía como estas golpeaban estrepitosamente contra la suave arena. El cielo se mostraba indomable con esas grisáceas nubes a su mando, esparciendo temor en los hombres, anunciando la furia de la naturaleza. La tormenta se acercaba, y el viento soplaba fuertemente contra las estructuras humanas, podía escuchar el retumbar en las ventanas y en mis propios oídos. Intente mitigar el fragor con mis frágiles manos pero me era imposible. La gente ya empezaba a percatarse de la tormenta y corría a refugiarse bajo un débil techo. Por un momento deje de mirar por la ventana y encendí el televisor. Ya podía ver en los titulares que se aproximaba un huracán  por la costa, pero permanecí inmutable, seguí ahí sentada observando lo inevitable. De pronto el televisor dejo de emitir imágenes, seguido por un estruendoso sonido que provenía del cielo, sonaba como un llamado de guerra. Corrí hacia la ventana y el cielo se mostraba con su ejército, ahora las olas parecían cobrar una altura que muy pocas veces veía, desafiantes y aterradoras. El miedo empezaba a acariciar mis huesos, haciéndolos temblar. Ya podía ver que las gotas se empezaban a agolpar en mi ventana, suplicando la entrada, haciéndose cada vez más fuertes.

Salí de aquella habitación y solo tome una mochila con todos mis documentos, tome las llaves del auto que había dejado en el comedor y mi teléfono móvil. Trate de apresurarme, intente marcarle a Sam, pero la señal estaba muerta. Deje mi casa, la lluvia se precipitaba fríamente sobre mi cuerpo mientras me acercaba al coche, solo trate de proteger aquella mochila que llevaba conmigo. Abrí la puerta del coche lo más rápido que pude, aunque mis manos denotaban nerviosismo en cada movimiento y me adentré en el. Ahora estaba protegida de ese caos bajo ese techo metálico, pero no podía quedarme ahí, encendí el coche, y escuche el motor rugir. Mire por el retrovisor, tratando de no llevarme ninguna vida conmigo y arranque. Ya me hallaba en las calles, con varios coches delante de mí. Mientras esperaba a que estos avanzaran cada tantos segundos, veía por la ventana a familias correr sin rumbo fijo, poseídas por el miedo y sentí lastima por ellos, pero en ese momento solo me preocupaba Sam, no lograba localizarlo, solo provocaba en mi esa ansiedad que me invadía por instantes, mordiéndome el labio inferior incesantemente aguardando su llamada.

Estaba concentrada en ese pequeño dispositivo que tenia entre mis manos que apenas me di cuenta. De pronto escuche los gritos de la gente, mire a mi alrededor y escuchaba muerte en ellos, ahora se empujaban tratando de escapar de algo que yo no comprendía. Mire nuevamente por el retrovisor y vi algo que en ese segundo paralizo mi corazón. Se avecinaba algo más que una tormenta, ya podía vislumbrar aquella gigantesca ola filtrándose por cada uno de los rincones humanos, acechando a los hombres y llevándose consigo algunos de ellos. En ese instante hice sonar el claxon, tratando de alarmar a aquellos coches que se movían lentamente delante de mí. Al ver que eso no llevaba a nada, salí rápidamente de mi coche, sin dejar mis cosas, y me apresure a correr, tratando de evitar aquel gigante que se acercaba. La adrenalina empezaba a surtir efecto en mi sistema, corría como nunca antes lo había hecho impulsada por algo más grande que una simple tormenta.

Parecía que mientras corría el tiempo era más lento, podía sentir cada uno de mis movimientos, escuchaba cada una de mis respiraciones, cada vez más agitadas, y el cuerpo pesado por la lluvia que empapaba mi ropa. Solo voltee una última vez hacia atrás y una lágrima rodo por mi mejilla confundiéndose con las gotas de lluvia, llevándose consigo un pedazo de mi alma. Entonces sentí como el agua me golpeaba fuertemente, me envolvía y entonces cerré mis ojos. El último pensamiento que tuve fue mi hijo Sam. 

By Pandora

What time is it?


Get your own Digital Clock